Temas de interés

GRIPE AVIAR

novetats

¿QUÉ ES LA GRIPE AVIAR?

La gripe de las aves o gripe "aviar" es una enfermedad infecciosa originada por el virus de la gripe tipo A.

La infección afecta a cualquier ave.

Estos virus son altamente contagiosos entre animales. En las aves, su transmisión entre pollos u otras especies se puede producir por contacto directo con material infectado, de granja a granja, o por vía mecánica (equipos contaminados, vehículos, jaulas, pienso, ropa, etc...). El virus no sobrevive a temperaturas altas.

EVULUCION Y SITUACIÓN ACTUAL

En España no se ha detectado ningún caso de virus de la gripe aviar A (H5N1) ni en aves ni en humanos.

En la actualidad, el virus de la gripe aviar afecta fundamentalmente a las aves. Sólo excepcionalmente puede transmitirse de las aves al hombre, transmisión que requiere un contacto reiterado y próximo con animales enfermos.

El problema es que el virus mute y llegue a ser fácilmente transmisible entre personas (y no sólo de aves a personas como hasta ahora).

Hoy por hoy, no puede predecirse cuándo se producirá la mutación del virus y su transmisión entre personas, ni la virulencia que podría tener el virus mutado.

VIA DE TRANSMISIÓN A HUMANOS

1. El virus de la gripe aviar no se transmite de persona a persona. Según informa la OMS, hasta el momento no hay evidencia científica de que el virus se transmita de persona a persona. Tampoco se ha notificado ningún caso de profesionales de la salud que se hayan infectado al tratar a pacientes afectados por este virus.

2. De momento, sólo se transmite de ave a humano, y en casos excepcionales. La única vía de contagio confirmada es de ave a humano. Este contagio tiene lugar por vía respiratoria. Por tanto, es necesario un contacto directo, reiterado y próximo con las aves o sus excrementos. Tanto en este brote como en los anteriores, todos los casos han sido en personas expuestas de una forma directa y continuada a aves, bien en granjas o en mercados de animales vivos.

3. En ningún caso se transmite al comer las aves. Según la OMS, no hay ninguna evidencia de que el contagio de las aves al ser humano se realice por vía alimentaria. Además. El virus no sobrevive a las altas temperaturas, con lo que se destruye durante el proceso de cocción.

4. Situaciones que aumentan el riesgo de infección. Lo que sí se ha confirmado es que las epidemias extensas de gripe aviar en los pájaros aumentan las oportunidades para la exposición humana. Además, la circulación simultánea en el ambiente de virus humanos de la gripe estacional con virus de la gripe aviar, incrementa el riesgo de mutaciones del virus aviar, por lo que siempre es aconsejable la vacunación frente a la gripe común en las personas que están en contacto con aves infectadas.

PREVENCIÓN, TRATAMIENTO Y DETECCIÓN DE AFECTADOS

1. Vacuna frente a la gripe aviar en humanos. Hoy por hoy, existe vacuna para las aves, ya que se conoce el subtipo de virus que produce las ?epidemias? en aves, pero no para los humanos. El motivo es que esta vacuna no podrá estar disponible hasta que el virus mute y se haga transmisible de persona a persona.

2. Tratamiento frente a la gripe aviar en humanos. Hasta que esté disponible la vacuna, la gripe aviar puede afrontarse mediante tratamientos antivirales, que podrían frenar la enfermedad una vez contraída ya que impiden la difusión del virus en el organismo, moderan la agresividad de los síntomas y reducen las complicaciones. Los antivirales tienen también un cierto efecto profiláctico para prevenir el contagio en el entorno de personas ya afectadas por la enfermedad.

3. Síntomas de la enfermedad en humanos. De las primeras descripciones, se sabe que las principales características clínicas de la gripe aviar en humanos son fiebre de mas de 38º, dificultad respiratoria, tos y malestar general. La mayoría de los pacientes presentan disminución de linfocitos y alteraciones de las enzimas hepáticas. En la radiografía de torax aparecen marcadas alteraciones inespecíficas. El tiempo que transcurre entre la exposición al virus y el comienzo de la enfermedad es de entre 2-8 días.

4. Detección y notificación de pacientes sospechosos en nuestro país. El Instituto de Salud Carlos III (a través del Centro Nacional de Epidemiología y del Centro Nacional de Microbiología), la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Sanidad y Consumo y representantes de las CCAA en el grupo técnico de Vigilancia dependiente de la Comisión de Salud Pública del Consejo Interterritorial, han elaborado un protocolo de vigilancia en el que se recoge el procedimiento a seguir ante la detección de un posible caso humano de infección por el virus de la gripe A (H5N1).

5. Medidas de prevención. Si se llegara a producir la pandemia de gripe en humanos, se aplicarían también las correspondientes medidas de barrera y de control de la infección, como el uso de mascarillas o el aislamiento de los pacientes afectados, entre otros. También sería muy importante que la población extremara las medidas higiénicas.

CONSEJOS A LOS VIAJEROS

A fecha de hoy, y de acuerdo con los conocimientos disponibles y los dictámines de la OMS y de la Comisión Europea, la gripe aviar, estrictamente, no constituye un motivo para cancelar un viaje a los territorios afectados.

En cualquier caso, y para minimizar la exposición al virus de la gripe aviar, conviene tener en cuenta una serie de recomendaciones:

Medidas de carácter general

- Evitar el contacto directo con animales vivos (o sus cadáveres o excrementos) en mercados, granjas y reservas naturales con aves.

- No adquirir o tener contacto con pájaros de compañía.

- Se aconseja la vacunación frente a la gripe común a las personas que se dirijan a los países afectados y/o que prevean que vayan a tener probabilidades de exposición a las aves infectadas.

- Se recomienda que los viajeros que se dirijan a los países afectados consulten con un Centro de Vacunación Internacional para valorar de forma individualizada la indicación de vacunación contra la gripe. (http://www.msc.es/Diseno/InformacionProfesional/ profesional_sanidad_exterior.htm).

Medidas de higiene personal

- Es siempre recomendable que los productos derivados del pollo y aves, incluidos los huevos, se consuman bien cocinados (este consejo es válido no sólo en zonas con gripe aviar sino en todo el mundo).

- Es muy importante mantener una buena higiene personal, lavándose frecuentemente las manos con agua y jabón. Asimismo, conviene ducharse con frecuencia especialmente si se ha visitado un mercado de aves vivas donde se puedan haber formado partículas de polvo.

- Se deben evitar, en lo posible, las zonas de aglomeración de personas (mercados, locales pequeños con escasa ventilación, etc...).

Al volver del viaje

- Preste mucha atención a su salud durante los 7 días siguientes a su regreso.

- Si en este periodo padece fiebre, tos y tiene dificultad para respirar, contacte con el teléfono de emergencia (112 ó 061, dependiendo de la ciudad en la que se encuentra), y/o con los servicios o autoridades sanitarias de su Comunidad Autónoma. En esa llamada informe de su último viaje.

Foto: Ocas de la Catedral de Barcelona (Mª E. Llamas Huerta).



Més informació: